La gran producción ofensiva no le alcanzó a Peñarol ante Instituto

Luego de un primer tiempo de gran nivel, Peñarol no pudo sostenerlo en parte del complemento y por eso cayó 96 a 90 ante Instituto en Córdoba. Fue una buena producción conjunta del equipo donde se destacó otra vez Phillip Lockett con 17 puntos y 7 rebotes, secundado por Buemo y Thornton. En el local, gran nivel de Nicolás Romano (23 unidades y 9 recobres). El miércoles, el «Milrayitas» se enfrenta con Atenas.

Al Thornton tuvo un buen partido en Córdoba (Foto: LNB)

Peñarol mostró una mejor versión que en su estreno dentro de la Liga Nacional, tuvo una muy buena producción ofensiva pero no le alcanzó ante Instituto en Córdoba donde cayó por 96 a 90. Estuvo hasta el final con posibilidades de ganarlo y se destacó la tarea realizada en el primer tiempo del cotejo.

El ingreso de Phillip Lockett otra vez fue clave en el conjunto de Ramella porque terminó con 17 puntos, 7 rebotes y 3 asistencias; mientras que Carlos Buemo fue importante con el goleo (15 unidades con 3 de 6 en triples) y también Al Thornton (14 y 6 recobres). Nicolás Romano fue el goleador del juego con 23 para los cordobeses y además bajó 9 rebotes.

El equipo de Mar del Plata comenzó con la mano muy caliente. Encestó tres triples de manera consecutivas y luego se sumó Tevin Glass para una máxima de 6 mientras el local insistía con el juego interno donde podía marcar diferencias. Las cosas se empezaron a simplificar para los marplatenses por distintos factores como la efectividad de Buemo, protagonista como pocas veces en la temporada, y las tres faltas que acumuló Gallizzi en apenas 5 minutos. El buen ingreso de Amicucci y la irrupción de Romano en todo su esplendor le permitió a «La Gloria» pasar al frente con un parcial 8-0 sobre el final. Los dos tuvieron un alto nivel de goleo pero los cordobeses se fueron al primer descanso arriba por 32 a 31.

Los de Ramella tenían una altísima efectividad con el tiro a distancia y eso le permitió volver a dominar en el marcador. Cambiaban las manos, pero el nivel de juego no bajaba. La intensidad que ambos ponían en cancha hacían un partido muy atractivo. Fue un gran primer tiempo del «Milrayitas» con 9 de 18 en triples que solventó la actuación, pero no fue sólo eso porque tuvo a Buemo y Marín en buen nivel y quienes ingresaron del banco también aportaron lo suyo. Instituto se respaldó en Romano y Cuello para estar en partido con 8 de 18 triples, teniendo ambos una efectividad muy similar.

Tevin Glass empieza de a poco a entrar más en juego (Foto: LNB)

Instituto volvió al campo con un buen parcial que le permitió igualar el partido en 62 con un triple de Cuello. Ya no tenía tan claras las ofensivas el «Milrayitas» y se lo hacía pagar un equipo que seguía anotando a muy buen nivel. Fue un parcial 18-5 el que le permitió al dueño de casa manejar una diferencia por primera vez en la noche y la sostuvo con gol en distintas manos y los buenos ingresos de Copello y el «Chuzito» González para un parcial 33-15 en el cuarto que le permitió entrar 10 puntos arriba al último parcial.

Los marplatenses volvieron otra vez con poco gol y repitieron pérdidas. Ya no tenían la efectividad ni intensidad de la primera parte, pero aún estaban cerca (máxima de 12). A fuerza de no bajar los brazos nunca, se volvió a acercar con los libres de Buemo y Thornton para entrar a los tres minutos finales con apenas 3 de desventaja. Fueron los juveniles los que lo mantuvieron ahi cerca con el gol en manos de Gorosterrazú y Valinotti sobre el final. Los libres de Romano y una buena defensa en la última pelota le permitieron a Instituto cerrar el partido con una volcada de Gallizzi.

Una buena producción del equipo de Ramella, pero que no pudo sostener durante todo el cotejo y pudo igualar fuerzas con uno de los candidatos al título esta temporada. La gira por Córdoba continuará el próximo miércoles cuando se enfrente con Atenas.