Quilmes no tuvo una buena noche y jugará tercer partido

El «cervecero» cayó ante Deportivo Viedma por 95 a 76 en el segundo juego semifinal de la Conferencia Sur en la Liga Argentina. Habrá tercer partido el próximo lunes desde las 19 y el que gane pasará a la final ante Villa Mitre. Raúl Pelorosso se volvió a destacar con 18 puntos mientras que Eidintas y Thygesen fueron figuras en el dueño de casa.

Raúl Pelorosso marcando la jugada.

Quilmes no pudo repetir su muy buena producción del primer partido y perdió esta noche ante Deportivo Viedma por 95 a 76 dejando igualada la serie semifinal de la Conferencia Sur en la Liga Argentina, igualada en un juego por lado. El lunes volverán a medirse por el pasaje a la final.

Con 18 puntos en su haber, otra vez Raúl Pelorosso fue el jugador destacado del conjunto de Mar del Plata, mientras que Fermín Thygesen con 16 unidades y 8 asistencias se destacó en el dueño de casa junto a Martín Eidintas (16) y los triples de Lorenzo Capponi (12 puntos 4 de 8 en triples).

Deportivo Viedma trató de tirarle el peso de su juego en los primeros minutos a Quilmes con un parcial 7-1 pero el equipo de Gelpi no se desesperó y siguió buscando los espacios. Pelorosso y Brown nuevamente empezaron a lastimar para igualar el desarrollo del partido y no permitir que el envión de los locales, los lleve por delante. Sin embargo, aparecieron los imprevistos. Un corte de luz frenó el partido durante 45 minutos hasta que pudieron volver a la cancha. En el reinicio, el local trató de seguir insistiendo con la presión sobre su rival y un Fermín Thygesen mostrando todos sus atributos. La diferencia del primer cuarto fue de 7 puntos (18-25).

En el segundo parcial, con Tabieres en la pintura y Eidintas probando desde afuera, se siguió sosteniendo en unpromedio de 7 puntos arriba. Quilmes sostenía su juego en las decisiones de Gago y Pelorosso, pero también un Reinick intenso luchando por los rebotes. Viedma dominó el resultado durante todo el parcial llegando a una máxima de 8 puntos, pero dos triples seguidos de Blake Marquardt quedó a sólo 2 puntos; pero Pedro Franco y Eidintas con otros dos tiros a distancia volvió a ponerse a 8 (37-45) para cerrar el primer tiempo.

El segundo tiempo mantuvo la regularidad de ambos. Lorenzo Capponi tenía una mano muy fina de frente al aro y Jamal Levy también fue práctico con sus movimientos para sumar puntos o habilitar a sus compañeros. Quilmes se seguía sosteniendo con el trabajo de Pelorosso y Brown pero necesitaba que aparezcan otros jugadores en el goleo. El local llegó a sacar 14 puntos sobre el final y el conjunto marplatense parecía no encontrar respuestas. Los dirigidos por Bogliacino estaban jugando mejor y se fueron al último descanso ganando con justicia por 13.

Quilmes no estaba en una buena noche y lo siguió confirmando jugada tras jugada con tiros que pasaban lejos del aro o situaciones de juego donde podía resolver con cierta sencillez y terminaba fallando. Deportivo Viedma era todo lo contrario porque machacó toda la noche con los triples frenando incluso las reacciones de los marplatenses. Los dirigidos por Gelpi, aprovecharon algunos parates con intensidad y sus internos forzando en la pintura. Merchant y Brown obligaban a Tabieres y Levy que estaban con 4 faltas y se pusieron a 9 puntos. Fue el último intento porque Viedma se volvió a escapar a 18 obligando a que pida un tiempo muerto Gelpi que ya no podría solucionar nada.

El lunes habrá tercer y decisivo partido entre los dos equipos para asegurar el finalista que se enfrentará con Villa Mitre para encontrar el campeón de la Conferencia Sur.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *