Peñarol hizo agua en el Polideportivo

El equipo de Leonardo Gutiérrez sumó su quinta derrota consecutiva, esta vez ante Bahía Basket sufriendo nuevamente un goleo demasiado alto: 105 a 101. Anthony Johnson fue el mejor de la cancha con 31, mientras que al «milrayitas» no le alcanzaron las vueltas de Alejandro Diez y Nicolás Zurschmitten.

A - Pe_arol - Bah_a Basket 08
A - Pe_arol - Bah_a Basket 07
A - Pe_arol - Bah_a Basket 06
A - Pe_arol - Bah_a Basket 05
A - Pe_arol - Bah_a Basket 04
A - Pe_arol - Bah_a Basket 03
A - Pe_arol - Bah_a Basket 11
A - Pe_arol - Bah_a Basket 10
A - Pe_arol - Bah_a Basket 12
A - Pe_arol - Bah_a Basket 13
A - Pe_arol - Bah_a Basket 14
A - Pe_arol - Bah_a Basket 15
A - Pe_arol - Bah_a Basket 01
A - Pe_arol - Bah_a Basket 09
previous arrow
next arrow

Por Jordan Pérez Urrutia (@JordanPerezU)
Fotos: Carlos De Vita

Peñarol cayó por 105 a 101 ante Weber Bahía Basket en el Polideportivo y sumó así su quinta derrota en fila. A pesar de haber jugado una gran ofensiva, nuevamente sufrió su falta de eficacia en defensa y sucumbió ante el puntero del grupo D en este Súper 20. El jugador del partido fue Anthony Johnson (31 puntos, dos rebotes y una asistencia). Además, Alejandro Diez y Nicolás Zurschmitten se recuperaron y debutaron en la competencia.

Nicolás Gianella se destacó en el equipo dirigido por Leonardo Gutiérrez gracias a sus 24 tantos y siete asistencias. Además, en su regreso a las canchas luego de las lesiones sufridas en la temporada pasada y la pretemporada, Nico Zurschmitten se sacó las ganas de jugar y se despachó con 22 puntos.

Peñarol empezó muy bien en defensiva ante el equipo más anotador de la competencia. Además, en ataque creó un parcial de 7-0 y pudo correr al contragolpe cuando aplicó marcajes dobles en campo propio. Los de Bahía no se sintieron cómodos en ningún momento y sufrieron un déficit de 10 tantos (12-2). Mediado el cuarto, tanto Ale Diez como Nico Zurschmitten debutaron en este Súper 20 al volver de sus respectivas lesiones, ambos consiguieron puntos rápidamente y el “Milrayitas” siguió siendo claro dominador del desarrollo. A pesar de no haber podido estirar la ventaja debido a su ineficacia, el equipo de Leo se fue al primer descanso ganando por 19 a 16.

Los dirigidos por Sebastián Ginóbili buscaron bajar rebotes y jugar al contraataque, sin embargo, sus ofensivas fueron fructíferas pero muy deslucidas y trabajadas. Peñarol, en cambio, consiguió mejores opciones de anotación cuando jugó con transiciones. El encuentro se emparejó mediado el período, luego de cinco minutos de desordenes defensivos; no obstante, ese descontrol propició una mejoría de Bahía, que incluso pasó al frente. El encuentro tuvo una meseta en cuanto a anotación debido a las imprecisiones de ambos equipos pero al cabo de la primera mitad, los bahienses corrieron la cancha y pudieron llevarse una ventaja de 38 a 37 (24 de esos 38 tantos fueron en la pintura).

Al volver de los vestuarios, y a diferencia del primer tiempo, las ofensivas superaron a las defensivas: El reparto de canastas entre un equipo y otro fue constante. Nicolás Gianella arrancó con la misma intensidad del primer cuarto: Consiguió 12 puntos en tres minutos y fue clave para que el “Milrayitas” no le pierda pisada a un Bahía que castigó en casi todos sus ataques. Transcurridos cinco minutos en el parcial, los de “Sepo” pudieron quebrar los constantes empates en el tanteador cuando Peñarol sufrió la pérdida de Jonatan Slider (tuvo que dejar el campo de juego por una lesión tras un choque con Johnson). A pesar de esto, el “Milrayitas” pudo mantenerse en partido y se fue al último cuarto empatando por 66.

El cuarto parcial tuvo la misma tónica de los diez minutos pasados: Ambos equipos se superaron ofensivamente entre sí y hubo reiterados intercambios de canastas. Sin un claro dominante, las incógnitas estuvieron más presentes que nunca. Las ventajas reducidas las manejó siempre el equipo visitante, sobre todo cuando anotó dos triples al hilo a dos minutos del final y generó un margen de seis puntos. El cierre fue de gran nivel con ambos equipos precisos pero Bahía aprovechó aquella acotada ventaja y terminó ganando por 105 a 101.

El próximo partido será nada más y nada menos que el clásico ante el “Cervecero”. El “Milrayitas” gozará de la localía este lunes 23 a las 21 en el juego que además significará el cierre del grupo D del Súper 20.

Síntesis

Peñarol (MDP) 101: Nicolás Gianella 24, Jonatan Slider 5, Steffphon Pettigrew 6, Diego Guaita 6 y Ricardo Glenn 6 (FI), Karl Cochran 7, Alejandro Diez 6, Nicolás Zurschmitten 22, Tomás Monacchi 10, Joaquín Valinotti 0, Alejandro Alloatti 9 y Juan Fernández 0 – DT: Leonardo Gutiérrez

Bahía Basket 105: Luciano Parodi 21, Máximo Fjellerup 17, José Materán 5, Hernán Jasen 8 y Anthony Johnson 31 (FI), Gerson 2, Gonzalo Fernández Iglesias 3, Santiago Vaulet 6, Facundo Corvalán 6 y Daniel Bordignoni 6 – DT: Sebastián Ginóbili

Parciales: 19-16, 37-38 (18-22), 66-66 (29-28) y 101-105 (35-39)

Árbitros: Leonardo Salazar, Javier Mendoza y Alejandro Trias

Estadio: Polideportivo «Islas Malvinas»