Andrés Macció: «Confío en que, con estas restricciones, podamos volver pronto a Fase 4»

El presidente del EMDER habló en Marca Deportiva Radio (FM 99.9) sobre las restricciones que conllevan para el deporte, la vuelta a Fase 3 de General Pueyrredón. «Hay que trabajar mucho en la responsabilidad», agregó.

El presidente del EMDER, Andrés Macció. (Foto: Prensa EMDER)

Por Rodrigo Divito (@rodrigodivito)

La vuelta a Fase 3 de General Pueyrredón volvió a plantear las dudas sobre los límites a la realización de prácticas deportivas en líneas generales para la ciudad y sobre todo en las actividades federadas. Por eso, el Presidente del EMDER Andrés Macció brindó algunas aclaraciones a través de Marca Deportiva Radio (FM 99.9).

«Los cambios de Fase son siempre días de mucha consulta e información, aclarando interpretaciones que a veces surgen. Venimos de un año de entrenamiento intenso y creo que podemos ir acomodando las cuestiones», dijo primeramente.

Luego fue a lo específico: «hay una prohibición de actividad deportiva colectiva, con o sin contacto mayor a 10 personas. Es un determinante en la fase 3 limitante para el juego, pero no para la actividad deportiva en sí. Durante muchos meses estuvimos en Fase 3 y pudimos hacer actividad. Claramente queda fuera el juego que era el partido, lo más buscado por el deportista. Se puede continuar con actividad física con los protocolos pero los limitantes de la cantidad de personas que pueden estar simultáneamente».

Eso fue lo más frustrante de la jornada: saber que por un tiempo al menos no se podrá volver a competir como lo estaban haciendo ya prácticamente todos los deportes. Los entrenamientos también estarán condicionados a la cantidad de personas en cada burbuja, pero no en cada escenario. Por eso explicó que «en Fase 3 la burbuja se considera en el espacio físico y no puede haber intercambio de actividades entre burbujas, perfectamente permite que dos grupos de 10 personas puedan hacer actividad en la misma cancha por ejemplo. Eso está debidamente establecido para que la actividad física se pueda hacer. Por eso se escalonaban los ingresos, se hace un trabajo individual, ese grupo se retira y vuelve directamente a su domicilio».

La medida también alcanza a los grupos de running o de entrenamiento que habitualmente trabajan en la costa de la ciudad e incluso en distintas plazas para aprovechar los espacios al aire libre: «si tengo un grupo de aficionados que los juntaba para hacer actividad física en una playa. Casi todos los entrenadores están trabajando en grupos de 15 o 20 pero ahora tendrán que restringirlo a 10 personas. Habrá que ir reacomodando todo», explicó Macció.

Más allá de esas restricciones y de la suspensión de los torneos que estaban en marcha, las recomendaciones siguen siendo las mismas: cuidarse y respetar los protocolos a rajatabla para permitir que en algún momento se pueda volver a Fase 4: «en lo que hay que trabajar mucho es en la responsabilidad, en transmitir correctamente la información y creo que tenemos que tener una constancia para transmitirlo a los clubes».

Para Macció se podrá dar un paso atrás para luego volver a que el deporte se reactive con sus competencias: «confío en que la situación pueda, con estas medidas, mejorar y tratar de ir recuperando los espacios de actividad deportiva. Confío plenamente en que se empiece a restringir la circulación y la cantidad de personas que se juntan para las actividades para volver a Fase 4 cuanto antes», señaló.