Vital triunfo de Quilmes ante Gimnasia

El «cervecero» pudo superar con tranquilidad a los de Comodoro Rivadavia por 90 a 78 y alcanzaron su segunda victoria en la Liga Nacional. Superlativa actuación de Víctor Fernández con 24 puntos, misma cantidad que anotó Lewis en la visita.

A - Quilmes - Gimnasia (CR) 31
A - Quilmes - Gimnasia (CR) 30
A - Quilmes - Gimnasia (CR) 29
A - Quilmes - Gimnasia (CR) 28
A - Quilmes - Gimnasia (CR) 27
A - Quilmes - Gimnasia (CR) 26
A - Quilmes - Gimnasia (CR) 25
A - Quilmes - Gimnasia (CR) 21
A - Quilmes - Gimnasia (CR) 20
A - Quilmes - Gimnasia (CR) 22
A - Quilmes - Gimnasia (CR) 24
A - Quilmes - Gimnasia (CR) 23
previous arrow
next arrow

Fotos: Carlos De Vita

Era una noche importante para Quilmes que tenía que recuperarse de la derrota en el clásico y lo hizo imponiendose a un duro equipo como Gimnasia de Comodoro Rivadavia por 90 a 78.

El base nicoleño Víctor Fernández tuvo una gran noche con 24 puntos, bien acompañado por Lucas Ortiz que anotó 18 pero brindó 10 asistencias y tomó 3 rebotes. En la visita, se destacó Dwight Lewis con la misma cantidad de puntos que el armador de juego local.

El partido empezó con tintes parejos hasta que la visita sacó una primera diferencia corta y Quilmes empezó a defenderse mejor. La figura de De La Fuente y el papel de Sebastián Morales defendiendo a Giorgetti le dieron mucho rédito y oportunidades para correr. Con un parcial 10-0 que encabezaron Lucas Ortiz y Víctor Fernández, se escapó a 6. Repartiendo el poco goleo que tuvo, se acercó un poco el equipo del sur.

El ingreso de Mateo Bolívar le vino bien al local y con 7 puntos suyos de manera consecutiva, más un triple de Maciel llegó a la máxima de 12. Gimnasia no conseguía puntos si no era por corridas de Vega de contragolpe y Villagrán estaba preocupado. El tramo final del cuarto fue favorable para la visita que atacó y defendió mejor, pero Quilmes se pudo sostener con la buena tarea en la pintura de Vassirani (rebotes y puntos), más los triples de Mateo Bolívar. Dos libres sobre el final de Ortiz, le permitieron cerrar el parcial ganando por 13.

El ritmo del partido no fue el mismo y eso lo beneficiaba al visitante. Sin embargo, no podía más que mantenerse a tiro y cuando se podía enfocar Quilmes, con el talento de Lucas Ortiz y el goleo parejo de Essengue en la pintura, se permitía sostener una buena distancia. El esfuerzo máximo de los comodorenses no les permitieron acercarse más allá de los 10 puntos con el que se cerró el parcial.

Los últimos cuartos han sido un karma toda la temporada para el «cervecero» y lo comenzó perdiendo 7-3 para que Gimnasia se acerque a 6 (68-62). Después de un minuto de Bianchelli, sus dirigidos clavaron otro parcial a favor 10-2 para recomponerse. La superlativa tarea de Víctor Fernández manejando los hilos del equipo y además, con una noche iluminada con el aro, le permitía prácticamente asegurarse la victoria con tiempo para jugar tranquilo.

El partido que debía ganar, lo ganó. Aprovechó la noche de productividad goleadora y tuvo buenos rendimientos defensivos como el de «Juane» De La Fuente (11 rebotes) para anotarse su segundo triunfo de la temporada y ahora esperará por San Lorenzo el próximo sábado en Once Unidos.

Sintesis

Quilmes (MDP) 90: Víctor Fernández 24, Juan De La Fuente 2, Lucas Ortiz 18, Sebastián Morales 10 y Eduardo Vassirani 12 (FI), Maximiliano Maciel 3, Mateo Bolívar 13, Agustín Lecona 0, Gastón Essengue 8 – DT: Javier Bianchelli

Gimnasia (CR) 78: Lucas Pérez 6, Sebastián Vega 16, Franco Giorgetti 4, Dwight Lewis 24 y Eloy Vargas 7 (FI), Diego Romero 4, Juan Manuel Rivero 10, Manuel Buendia 5, José Mensia 2 – DT: Martín Villagrán

Parciales: 17-13, 43-30 (26-17), 65-55 (22-25) y 90-78 (25-23)

Árbitros: Diego Rougier, Pedro Hoyo y Alberto Ponzo

Estadio: Polideportivo «Islas Malvinas» de Mar del Plata