Peñarol no pudo aprovechar ante un Gimnasia diezmado

El «Milrayitas», a pesar de las lesiones de su rival, no pudo ante Gimnasia de Comodoro Rivadavia y sumó su tercera derrota en los 4 partidos que dirigió Ramella. Fue por 64 a 59 con Tony Mitchell como goleador con 15 unidades. En el equipo del sur, se destacó Mensia con 17 puntos, pero fue determinante Treise en el tramo final del partido.

Tomás Monacchi aguanta la marca (Foto: Marcelo Endelli – LNB)

Peñarol tenía una buena oportunidad de volver a la victoria en cancha de Ferro ante Gimnasia de Comodoro Rivadavia que tenía un plantel de sólo 8 jugadores pero no pudo hacerlo y perdió por 64 a 59 en una nueva presentación de la Liga Nacional de Básquet.

Diego Gerbaudo nuevamente fue baja, pero los del sur no contaron con Sebastián Vega, Franco Giorgetti y Juan Manuel Rivero (todos con lesión) y con el reemplazo de Cantarutti por Sebastián Orresta. Tony Mitchell fue estadísticamente el goleador con 15 unidades (10 en el primer cuarto) pero la figura del juego fue Valinotti (12 puntos y 6 asistencias) mientras que Monacchi tomó 13 rebotes. En Gimnasia fue Mensia el goleador (17) pero fueron claves para definir el partido los experimentados Treise y Romero.

El partido empezó con una dinámica extraña porque se puso en ventaja el conjunto marplatense, pero reaccionó rápidamente de la mano de Mensia el sureño (10 unidades). Pero cuando parecía empezar a dominar, apareció Mitchell con dos triples y 10 puntos en el parcial para volver a poner a su equipo al frente. El «verde» repartió los 17 puntos que hizo en el cuarto entre el cubano y Juan Fernández Chávez, pero el «milrayitas» tuvo más opciones aunque terminó perdiendo por un punto el parcial.

Peñarol tardó 4 minutos y medio para anotar sus primeros puntos en el segundo cuarto. Era toda una descripción de la falta de fluidez ofensiva del equipo que, por suerte, no sufrió demasiado en su aro porque sólo fue de 6-0 el parcial. Fue un tramo del partido con poco juego y con Diego Romero obligando en la pintura, Gimnasia se llevó el cuarto y se fue al descanso con una ganancia de 5 unidades. Los de Ramella, apenas pudieron sumar 9 puntos y necesitaba mejorar otra vez para recuperarse de un primer tiempo adverso. La buena noticia era que no sufrió tanto en su propio aro.

Joaquín Valinotti esperando alguien para el pase (Foto: Marcelo Endelli – LNB)

El goleador «Milrayitas» había acumulado tres faltas y no terminó el primer tiempo en cancha, pero cuando volvió en una de las primeras jugadas, hizo la cuarta infracción y quedó muy condicionado para marcar a Mensia que era físicamente mucho más intenso. Aún así, Peñarol mejoró defensivamente, empezó a robar balones y correr la cancha. Ahí es otra la historia. Rápidamente después de perder por 8 se puso a una posesión y obligó a Villagrán a pedir minuto. Cuando volvió, el juego no se modificó y con un triple de Crawford pudo empatarlo en 39. Cuando todo estaba parejo, volvió Treise a cancha y pudo anotar 6 puntos consecutivos para que su equipo se fuera al último descanso con esa misma ventaja.

Cuando más lo necesitaba Ramella, Valinotti volvió a hacerse cargo de la conducción, el coraje y la efectividad que le permitió salir de un parcial 8-0 en contra para poner un 8-0 a favor para igualar el partido en 50. Todo era muy parejo, pero cuando se trababa el desarrollo, Romero y Treise empezaban a marcar la diferencia desde la experiencia para resolver ofensivas y los triples del base le dieron el paso decisivo al triunfo.

Peñarol no pudo aprovechar que se enfrentaba con un buen equipo pero muy diezmado, tuvo otra magra noche ofensiva y cayó una vez más. Es la tercera caída en cuatro partidos que ha dirigido Ramella.