El «Milrayitas» ganó el clásico con contundencia

El conjunto de Marcelo Richotti comenzó con el pie derecho una nueva temporada de la Liga al superar a Quilmes por 95 a 65 teniendo como figura a uno de sus extranjeros, el tirador Rob Reed que terminó el juego con 25 puntos. En la visita, se destacó Vildoza sumando 21 unidades.

penarol-quilmes-26
penarol-quilmes-21
penarol-quilmes-20
penarol-quilmes-21
penarol-quilmes-29
penarol-quilmes-28
penarol-quilmes-27
penarol-quilmes-20
penarol-quilmes-22
penarol-quilmes-23
penarol-quilmes-24
penarol-quilmes-25
previous arrow
next arrow

Por Jordan Pérez Urrutia (@JordanPerezU)
Fotos: Carlos De Vita

Peñarol derrotó como local a Quilmes 95 a 65 por la primera fecha de la temporada 2016/2017 de la Liga Nacional de Básquetbol. La figura y máximo anotador del encuentro disputado en el Polideportivo Islas Malvinas fue Rob Reed con 25 tantos y 4 rebotes. Juan Pablo Figueroa fue de la partida a pesar de estar en duda la previa.

14 puntos entre ambos equipos en 6 minutos de juego, lo decían todo: El comienzo fue muy disputado y errático. Sin embargo, Peñarol dominó el primer cuarto a base de triples y un buen juego externo, 15 de los 23 puntos obtenidos fueron desde la línea de tres.
No se apreciaron jugadas diagramadas con claridad, sobre todo del lado de Quilmes, que se valió del manejo de Luca Vildoza y penetraciones poco efectivas para intentar descontar en el marcador.

En la segundo cuarto, Peñarol mantuvo la ventaja (siempre de 10 puntos o más) y Quilmes no supo corregir su falta de efectividad. Las jugadas de pick & roll entre Vildoza e Iván Basualdo fueron una prueba de ello, los pases del capitán eran certeros pero el pivot no supo resolver en reiteradas ocasiones. 13% de tiros de campo (4 de 29) en la primera mitad para el «Cervecero». Una contundente falta de efectividad.

Si bien es cierto que durante gran parte del segundo cuarto el juego fue muy cortado por las faltas de ambos equipos, el ‘Milrayitas’ se vio más firme, tanto en defensa como en ataque. Su principal arma, al igual que en el primer cuarto, fueron los lanzamientos de tres.

El conjunto de Javier Bianchelli tenía la tarea de revertir la desventaja de 20 puntos que tenía al cabo de la primera parte. Difícil. Sobre todo si en la vereda de enfrente se tiene a un Reed enchufado. La ventaja para Peñarol llegó a ser de 34 puntos y el desarrollo del tercer cuarto transcurrió sin sobresaltos para el equipo de Richotti, quien le dio descanso a Leo Gutiérrez durante gran parte de la segunda mitad.

Lo propio hizo Bianchelli con su capitán y figura, Luca Vildoza, quien, a pesar de no haber visto acción durante gran parte del tercer periodo, fue el máximo anotador de Quilmes con 21 puntos.

El cuarto y último cuarto tuvo la misma tónica. Un Peñarol efectivo contuvo a un Quilmes que, urgido por reducir rapidamente la diferencia, fue poco efectivo (18 de 67 en tiros de campo en el partido). Fue victoria para el ‘Milrayitas’ por 95 a 65. El próximo encuentro de los capitaneados por Gutiérrez será este domingo ante Hispano Americano de Río Gallegos a las 20 horas en el Polideportivo. Por su parte, este martes 27 desde las 21, Quilmes también enfrentará a Hispano en el Polideportivo.

Peñarol fue claro y contundente. Quilmes debe mejorar, pero sabe que la temporada es larga y lo mejor seguramente está por venir.

SÍNTESIS

Peñarol (95): Nicolás Zurschmitten 7, Rob Reed 25, Franco Giorgetti (x) 6, Leonardo Gutiérrez 12 y Roberto Acuña 6 (FI). Alejandro Diez 7, Sebastián Suárez (x) 11, Vuk Ivanovic 10, Juan Pablo Figueroa 0, Jerónimo Barón 8, Joaquín Valinotti 0 y Tomás Monacchi 3. Entrenador: Marcelo Richotti.

Quilmes (65): Luca Vildoza 21, Enzo Ruiz 13, Olu Famutimi 7, Ivory Clark 3 e Iván Basualdo 4 (FI). Diego Cavaco 6, Ariel Eslava 8, Bruno Sansimoni 3 y Eric Flor (x) 0. Entrenador: Javier Bianchelli.

Parciales: 23-14; 48-24 y 67-36.
Árbitros: Pablo Estévez y Leonardo Zalazar.
Estadio: Polideportivo Islas Malvinas.