Noche emotiva en el regreso a casa para Quilmes

En una noche cargada de emociones y con un partido muy importante para el “cervecero” en el regreso al “José Martínez”, superó a Pergamino Basket por 82 a 78 con 22 puntos de Lisandro Fernández, 17 de Verbauwede y 16 de Cequeira.

El equipo de Quilmes antes de empezar el juego (Foto: Prensa Quilmes)

Por Rodrigo Divito (@rodrigodivito)

Ya está. Aquello que parecía tan lejano, se hizo realidad. Quilmes volvió al “José Martínez” y la noche fue perfecta de punta a punta, a pesar del suspenso en el resultado hasta que consumó la victoria por 82 a 78 ante un rival directo en la Conferencia Sur como Pergamino Basket.

Desde el primer momento, la emoción fue el factor común de la noche. Desde la emoción de Oscar Sánchez en a la inauguración hasta las lágrimas derramadas por trabajadores e hinchas del club que veían cumplido el sueño de volver a su casa.

Después estaba el partido que abrió Lisandro Fernández con una volcada espectacular luego de un robo y asistencia de Cequeira. La noche pintaba bien. El mismo jugador lo ratificó con dos triples seguidos para el 11-2 que, con otro triple, marcó Giménez. Maffei freno el partido y volvieron a cancha con un parcial 8-0 que encabezó Merchant. Sin estar fino de cara al aro, Pergamino hizo su trabajo para empatar en 12. La intensidad de Ruiz le vino bien el “cervecero” en un contexto más parejo donde terminó imponiéndose Quilmes por 20-18 a pesar de un triple de Gobetti sobre la chicharra que no ingresó.

Los puntos de Gobetti llegaron en el inicio del segundo parcial para poner por primera vez en ventaja a la visita. Quilmes reaccionó de la mano de su capitán porque Cequeira empezó a tener más incidencia en todos los aspectos del juego para recuperar el liderazgo. La defensa local era intensa y no le permitió anotar a su rival en 6 minutos para un parcial 8-0. El cuarto de Junior (10 unidades) le permitió irse al descanso largo arriba 45-37.

Cuando volvieron al campo, otra vez Cequeira aportaba puntos y gol al igual que Lisandro Fernández. Del otro lado Zesati se sumó a lo que estaba aportando Levato pero la diferencia era de 10 puntos. El desarrollo se hizo más lento y con infracciones pero estaba más cómodo Quilmes reposándose en una buena defensa. De una máxima de 13, descuidó el final y con tres conversiones consecutivas se cerró el tercer parcial 58-54 gracias a un parcial 9-0 con tres triples seguidos.

El buen momento del equipo de Maffei se extendió al último parcial donde tuvo más energía y puntería que el local y por eso marcó otro parcial positivo 9-4 que le permitió pasar al frente. Fernández frenó el partido sabiendo que necesitaba una reacción. El tiro de tres le dio respuestas a Maffei y así le tiró toda la presión al local. Para colmo de males una dolencia para Junior Cequeira lo sacó de la cancha en los minutos finales. Un triple desde la esquina de Verbauwede lo metió en partido mientras Merchant hacía todo del otro lado. Entraron al minuto final igualados en 73. Una jugada de Ruiz para “Toto” y un robo con bandeja de Lisandro Fernández le dio ventaja de 4. Lo pudo cerrar bien, algo que le costó durante este tramo de la temporada, empujado por un clima ensordecedor que se extendió luego del sonido de la chicharra.

Regreso lleno de emociones para Quilmes en una noche histórica y especial. Todos los que fueron al Gimnasio “José Martínez” se retiraron con una sonrisa y alguna que otra lágrima.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *