Peñarol va encontrando el camino

El equipo de Leonardo Gutiérrez tuvo otra buena producción ante Regatas de Corrientes para sumar su segundo triunfo consecutivo. Fue 99 a 79 con las tareas destacadas de Alejandro Diez y Todd Brown. En el «Fantasma» cumplió una gran tarea Paolo Quinteros que terminó con 32 puntos.

previous arrow
next arrow
Slider

Por Jordan Pérez Urrutia (@JordanPerezU)

Peñarol (10-18) logró otro importante triunfo en el Polideportivo al superar a Regatas (14-12) por 99 a 79 y consiguió así su segunda victoria en fila. Los dirigidos por Leonardo Gutiérrez se hicieron fuertes en los últimos tres cuartos y tuvieron rendimientos muy altos frente a un “Fantasma” sin ideas y muy dependiente de Paolo Quinteros (Con 32 puntos fue el goleador del juego). En el “Milrayitas” los destacados fueron Alejandro Diez y Todd Brown Jr. con 17 y 16 tantos, respectivamente.

Steffphon Pettigrew comenzó rápidamente a aportar su intensidad y la potencia física que lo caracterizan en un Peñarol que defensivamente se mostró sólido en el inicio y consiguió cuatro rebotes ofensivos gracias al alero foráneo. El “Milrayitas” anuló las incursiones del rival en su pintura y encontró en esa zona -pero en campo contrario- sus primeros seis puntos. A pesar de esto, los de Leo empezaron a buscar desde el perímetro sin efectividad y Regatas ajustó sus ataques: Utilizó a Paolo Quinteros como eje para generar un parcial de 11-0 y pasar al frente en el marcador (6-11). El base “Remero” no terminó su labor ahí; además de mover muy bien los hilos ofensivos de su equipo, aportó 10 puntos con un 100 % de efectividad y contagió a sus compañeros en un excelente cuarto en ambos lados de la cancha. La ventaja de la visita llegó a ser de 10 puntos frente a un Peñarol que, a pesar de haberse acercado en el tanteador, se mostró con poca movilidad y con problemas en la generación de ataque (14-19).

El segundo cuarto tuvo un inicio con ambos equipos erráticos, pero se notó una leve mejoría del “Milrayitas” cuando tuvo a Diego García en cancha: Con tiros de larga distancia y de atractiva factura en la pintura, el experimentado escolta exhibió todo su repertorio ofensivo y se puso el equipo al hombro para mantenerse cerca del “Remero”. En Peñarol fue todo muy forzado y basado en arrestos individuales, mientras que en Regatas las ofensivas fueron todo lo contrario, debido a los buenos pases y a la constante movilidad de sus jugadores. A pesar de esto, el equipo de Leo inclinó la balanza a su favor, no sólo desde el resultado parcial, sino que desde el dominio, la intensidad y el poder disminuir las asistencias de su rival. Lo aportado por García superó lo que las estadísticas podrían llegar a reflejar y su entendimiento con Martín Leiva en la pintura fue clave para que el “Milrayitas” se fuera al descanso largo perdiendo sólo por la mínima (39-40) frente a un Regatas que fue “Paolodependiente” in extremis (21 puntos del base) y consiguió una cuarta parte de sus puntos desde la línea de tiros libres.

El “golpe a golpe” marcó los primeros minutos del tercer cuarto, pero poco a poco los dirigidos por Leo Gutiérrez empezaron a generar ventajas valiosas. El trámite, no obstante y a pesar de que hubo una margen de 7 puntos a favor de los locales, fue parejo porque éstos cometieron algunos errores insólitos. Con el paso de los minutos, Peñarol logró firmemente anunciarse como dominador del desarrollo, al menos durante este período, ya que exhibió una ofensiva bien aceitada, jugó a su ritmo y llegó a estar 11 tantos arriba en el marcador (62-51). La dependencia de Regatas por lo que pudiera llegar a hacer su capitán (25 puntos hasta ese momento), le jugó muy en contra ya que cuando Quinteros necesitó descanso, no hubo ni funcionamiento ni individualidades con la “mano caliente” (ningún otro jugador consiguió dobles cifras en anotación). El “Milrayitas” aprovechó este cuarto para tomar las riendas del juego (parcial de 32 a 19 con un solo triple convertido) y se fue al último ganando por la diferencia máxima hasta ese momento (71-59).

El comienzo del cuarto período fue una fiel imagen de los dos cuartos previos, con un Regatas que expuso lo mejor con Quinteros haciéndose responsable de los lanzamientos (7 puntos temprano en el parcial) y un Peñarol rápido y muy inteligente en los pases. A pesar de que el tiempo era suficiente como para que le den vuelta el marcador, la esperanza del “Milrayitas” pasó por anular a Quinteros, quien era la única fuerza de ataque en un “Fantasma” muy deslucido y con claras falencias en ataque y defensa. Superada la mitad del cuarto, la ventaja máxima volvió a aumentar de la mano de Alejandro Diez y otro triple; el ala pívot fue muy importante en ambos lados de la cancha (13 puntos en el período) y se encargó de estirar a 16 el margen a favor. Finalmente, los de Leo cerraron otra gran victoria como locales.

Peñarol consiguió un triunfo muy valioso -el segundo consecutivo- y encarará así, la próxima gira con mucho más oxígeno y una ubicación en La Liga que por el momento le da tranquilidad. En Córdoba, frente a Instituto y Atenas serán los siguientes duros compromisos del “Milrayitas”. El duelo ante “La Gloria” comenzará a las 21 de este martes 3 de abril.

Síntesis

Peñarol (MDP) 99: Nicolás Gianella 9, Todd Brown 16, Steffphon Pettigrew 14, Alejandro Diez 17 y Martín Leiva 13 (FI), Alejandro Alloatti 4, Jerónimo Barón 0, Diego García 9, Diego Guaita 9, Lucas Gorosterrazú 0, Nicolás Zurschmitten 8 – DT: Leonardo Gutiérrez

Regatas (C) 79: Sebastián Vidal 9, Paolo Quinteros 32, Alexander Harris 3, Javier Saiz 5 y Chevon Troutman 5 (FI), Fabián Ramírez Barrios 2, Juan Arengo 9, Brandon Thomas 2, Fernando Martina 12 – DT: Gabriel Picatto

Parciales: 14-19, 39-40 (25-21), 72-59 (32-19) y 99-79 (28-20)

Árbitros: Leonardo Zalazar, Julio Dinamarca y Javier Sánchez

Estadio: Polideportivo «Islas Malvinas» de Mar del Plata