Acosta se llevó la noche del Palacio de los Deportes

Ezequiel «El León» Acosta fue el único púgil local que ganó en la velada que se realizó esta noche defendiendo su invicto. Gran presentación de Julio César Ruiz y debut con derrota para Celeste Sosa. El Título Sudamericano Welter quedó en manos de Luis Verón con un duro KO.

Franco Acosta junto a todo su equipo.

Por Rodrigo Divito (@rodrigodivito)

Otra velada de box en el Palacio de los Deportes organizada por Argentina Boxing Promotions con KO y protagonistas marplatenses sobre el ring. Hace menos de una semana, Lucas Bastida obtuvo en ese mismo reducto el Cinturón Sudamericano Mediano y ahora fue el turno de Luis Verón pero en categoría Welter.

El ambiente no volvió a defraudar y fue la pelea de Julio César «El Lobito» Ruiz ante el invicto Nicolás Andino, la más atractiva de la noche. El favorito llegó pasado de peso a la pelea y se notó en su forma física y la velocidad de sus golpes. El menor de los hermanos Ruiz estaba extremadamente concentrado y con ganas evidentes de ganar, salió desde el primer momento a hacerlo y ganó con claridad los dos primeros asaltos. Andino no estuvo en pelea hasta el tercer asalto, pero gracias al trabajo del representante de Mar del Plata. A partir de ahí, el invicto mejoró su performance pero sin mostrar la claridad que había tenido contra otros rivales en su carrera. Se empezó a ver un poco mejor el Andino que de otras peleas. Las tarjetas, luego de los 6 asaltos llevaron a una decisión dividida porque uno de los jueces vio empate en 57.5 puntos y las restantes tarjetas fueron 58.5 a 57.5 y 59 a 56.5. Fue determinante un punto tardío de descuento que le aplicaron al «Lobito» por golpes en la nuca que fueron reiterados en distintos rounds.

Los hermanos Ruiz en el rincón.

Franco Acosta se llevó entonces los flashes de la noche porque fue el único que pudo lograr una contundente victoria en la primera vuelta frente al paraguayo radicado en Pilar, Cristhian Fernández. Por tercera pelea consecutiva, pero en la primera ante las cámaras de TV y fuera del club San José, el hijo de «Siru», logró un KO para incrementar a 4 triunfos su carrera profesional con 3 definiciones categóricas. Cuando encontró un resquicio en la guardia de Fernández en ese primer round, aplicó su primer golpe de poder y la pelea se terminó. Después de una cuenta de protección, trató de volver a la pelea, pero Cesáreo Morales decidió terminarla.

Sin dudas, se llevó las miradas locales de la noche, más allá del reconocimiento que recibió Ruiz.

Lucas Bastida y Omar «El Príncipe» González fueron reconocidos antes del combate de fondo.

El inicio de la noche para los combates profesionales fue con el debut de Celeste Sosa que perdió por puntos en fallo unánime ante otra boxeadora que estaba haciendo su primera presentación y fue superior. Desde el primer round la marplatense retrocedió mucho y sufrió un golpe en la ceja izquierda que le inflamó el párpado. La tucumana avanzaba constantemente y la arrinconaba sin mostrar que Sosa pudiera escapar de esos lugares con piernas o combinaciones. Las tarjetas fueron claras dos en 40-36 y la otra en 40-37.

VERÓN SE LLEVÓ EL TITULO SUDAMERICANO

El combate de fondo tuvo apenas un round de combate porque en el segundo, cuando Luis Verón pudo encontrar una mano clara no sólo dejó KO a Daniel Aquino, sino que además estuvo sentido y le llevó varios minutos recuperarse.

La mano derecha de Verón impactó casi rozando el ojo izquierdo de su rival y éste se tomó la zona para luego tirarse al piso. Se levantó en el noveno punto de la cuenta, pero Cesáreo Morales decidió frenar la pelea. Inmediatamente pareció perder el equilibrio y debió ser asistido por los médicos presentes.

Luego llegó el momento de la consagración definitiva para Verón que se quedó con la corona sudamericana en categoría Welter.