Gustavo Shmarsow: «La Liga Marplatense destruyó la Pre-Liga»

El entrenador de Boca, Gustavo Shmarsow pasó por los estudios de Marca Deportiva Radio (FM 99.9) para hablar sobre el presente de su equipo en Zona Campeonato del Torneo Anual, pero también criticó la actitud de la Liga Marplatense de Fútbol (LMF) sobre el proyecto presentado por su club: «lo destruyeron de adentro como el caballo de Troya. Es una lástima».

Gustavo Shmarsow pasó por la 99.9 y habló de la Pre-Liga.

El fútbol de Mar del Plata cuenta con poca actividad por la lluvia que ha impedido el normal desarrollo de las fechas diagramadas para el Torneo Anual «Alejandro Giuntini». Sin embargo, después de una jornada de la segunda rueda, hay temas interesantes para abordar.

Uno de ellos es la actuación de Boca que no estaba en los planes para la Zona Campeonato y sin embargo, de la mano de Gustavo Shmarsow llegó a disputar la segunda ronda con los mejores de la ciudad. «Es difícil mantener a los planteles motivados con la lluvia suspendiendo las fechas», dijo en su paso por los estudios de Marca Deportiva Radio (FM 99.9). 

La primera presentación fue ante Kimberley y recibió un revés duro al caer 6-0. Sin embargo, el DT aclaró que «Kimberley tiene un nivel de juego superior a todos en Mar del Plata, no hay con que darle. La superioridad con nosotros fue notable. Es el mejor club de la ciudad en inferiores por sobre Aldosivi y además, tiene una identidad como institución». 

En cuanto a su equipo, destacó algunas características y los objetivos puntuales que perseguían en este 2017: «tenemos muchos chicos, somos un plantel corto y modesto y es una premisa desde principio de año. Es mi primer año como entrenador de Primera y estoy en desventaja con los de más experiencia. Clasificar a la zona campeonato fue significativo para nosotros». 

El nuevo formato hace que los equipos sigan compitiendo (a pesar de la lluvia) con mayor continuidad y parece positivo: «a priori parece interesante el formato. La Primera División no está siendo atractiva y la gente a la cancha no va, no se si esto lo hará más atractivo». 

Las expectativas no son altas y eso puede generar alguna sorpresa en esta fase: «sabemos que vamos a estar en el pelotón de abajo, pero esto es fútbol y a veces se pueden dar sorpresas. Clasificar no estaba en los objetivos primarios, ahora es una responsabilidad ver hasta donde llegamos». 

De todas formas, Shmarsow destacó el trabajo formativo que tiene como objetivo el club y que los ha llevado a ser uno de los equipos de mejor rendimiento: «en la Copa Challenger de todos los años se ubica a los clubes por promedio y terminamos terceros en las últimas dos, por detrás de Aldosivi y Kimberley. Es un buen dato para nosotros».

LO QUE SUCEDIÓ CON LA PRE-LIGA

Boca fue uno de los clubes que decidió hacer algo para mejorar la competitividad en categorías formativas ante la falta de respuestas desde la Liga Marplatense de Fútbol. Por eso, se creó la Pre-Liga: «se presentó el proyecto hace 4 años de manos del director deportivo de Boca con el fin de crear una nueva área para incluir más chicos al fútbol y solucionaba el déficit económico de la Primera División». Sin embargo, la primera respuesta no fue la que esperaban: «cuando lo presentó, la Liga no lo consideró viable y le dijeron que lo lleve adelante por afuera. Así lo hizo, en el primer año hubo 8 clubes, al segundo eran 16 y el tercer año fue un éxito total con la inclusión de más de 1.000 pibes que encontraron su lugar».

Lo que destacó Shmarsow fue que se había creado un clima muy bueno alrededor de esta idea con muchos aspectos positivos sobre todo para los chicos: «había mucha camaradería entre profes y eso era muy lindo. Cuando había empate se definía siempre por penales y los chicos querían empatar porque les gustaba patear penales. Se resaltaban mucho los rasgos de la deportividad». 

Hasta que llegó un momento en que la Liga Marplatense de Fútbol (LMF) no pudo hacer caso omiso al exitoso emprendimiento: «como funcionaba muy bien, la Liga intervino, lo absorbió y le quitó el incentivo. No conocemos las explicaciones, por ejemplo, de porque no se juega por puntos y te cobran la misma entrada que en los partidos de Primera. Se le quitó el protagonismo desde ahí y generó la deserción de chicos». 

Hubo aspectos que criticó porque atentaban contra el objetivo de esa idea que costó mucho tiempo desarrollar: «nos dijeron en mayo que los chicos de categoría 2000 no podían participar y nosotros no sabemos que decirles porque no pueden competir, tenían las puertas abiertas para entrenar, pero sin competencia. Ni ellos ni nosotros comprendíamos porque». 

Un proyecto innovador, terminó en un fiasco que en vez de acercar a los chicos al deporte, los terminó alejando: «era algo de todos los clubes y todos se llevaban lo mismo, con la Liga Marplatense empezaron a destruirlo de adentro como el caballo de Troya que es la manera más efectiva. Es una lástima». 

Lo que, por último, lamentó Shmarsow fue que le han sacado a muchos niños la chance de ser felices dentro de una cancha y de alejarlo de otras situaciones en la calle: «un nene cuando se pone una camiseta tiene un sueño, no se evalúa si será o no Messi, se siente Messi y hay que darle el espacio», sentenció.