Dos refuerzos para Kimberley

Kimberley sumó sus dos primeros refuerzos para el Torneo Federal «B». El elenco de Mariano Mignini sumó a los ex jugadores de Círculo Deportivo de Otamendi, Juan Manuel Rodríguez Rendón y Elio Acquisto.

Elio Acquisto, arquero que se suma al plantel del "Dragón".

Elio Acquisto, arquero que se suma al plantel del «Dragón».

En la tarde de hoy, Juan Manuel Rodríguez Rendón y Elio Acquisto se sumaron al plantel de Kimberley que disputará el próximo Torneo Federal B. Ambos jugadores vienen provenientes de Círculo Deportivo de Otamendi donde disputaron el pasado Torneo Federal C.

Empezaron a llegar la caras nuevas. Tal como dijo Mariano Mignini antes de comenzar, la idea es conformar la columna vertebral. Por eso, la llegada de Juan Manuel Rodríguez Rendón es importante para el mediocampo y para fortalecer una de las partes fundamentales de cualquier equipo como lo es el volante de contención. A su vez, Coco cuenta con una importante experiencia en torneos federales donde vistió la camiseta de Alvarado.

Por otro lado, el arribo de Elio Acquisto también tiene su importancia. El arquero, que de chico había realizado las inferiores en Kimberley, vuelve como relevo de Pablo Morata con la intención de pelear por el «uno».

Se especula que en los próximos días pueda sumarse algún refuerzo más para trabajar con la totalidad del plantel el mayor tiempo posible. Cabe destacar que aún se espera por un defensor central, un volante y un delantero.

Juan Manuel Rodríguez Rendón ya entrenando con Kimberley.

Juan Manuel Rodríguez Rendón ya entrenando con Kimberley.

Hoy, reducido

Sin detener la marcha, en la tarde de hoy el plantel se entrenó en la Villa. Primero, César Estévez coordinó trabajos con pelota para entrar en calor. Luego, también bajo la conducción del Profe, se instalaron cuatro estaciones donde, en grupos, los jugadores fueron pasando por ellas haciendo ejercicios de velocidad, fuerza, resistencia y aceleración arrastrando trineos, cargando bolsas de arena, realizando saltos cortos y piques cortos en distintos niveles.

Tras esto, Mariano Mignini junto con Juan Manuel Vuoso tomaron la posta y realizaron trabajos en espacios reducidos en zonas en equipo de ocho. El ejercicio se basó en tres minutos libres en superioridad numérica y luego otros tres minutos con la posibilidad de pasar de defensa a ataque.