«Voy a cumplir mi sueño»

La arquera marplatense Guadalupe Larralde disputará la semana próxima el Campeonato Panamericano Junior de Handball en Brasil y habló en Marca Deportiva Radio (FM 99.9): «ojalá pueda jugar el Mundial» se ilusionó la jugadora de Lanús pensando en el objetivo del torneo.

Guadalupe Larralde en acción.

Guadalupe Larralde en acción.

Escuchá a Guadalupe Larralde en Marca Deportiva Radio (FM 99.9)

Por Rodrigo Divito
@rodrigodivito

Mar del Plata suele tener deportistas silenciosas. Algunas jugadoras/es que desarrollan su carrera, eligen un nuevo destino para dar el salto de calidad y lograr nuevos objetivos, pero nunca olvidan de donde vinieron.

Eso sucede con la arquera marplatense Guadalupe Larralde que después de representar a Talleres y Punto Sur a nivel local, decidió irse a vivir a Buenos Aires para jugar el Torneo Metropolitano de Handball en Lanús y hoy está a horas de comenzar a vivir su sueño: jugar con la camiseta argentina.

«Guada» fue citada por el entrenador Gustavo Sciglitano para integrar la Selección Argentina Junior en el Campeonato Panamericano de la categoría que se desarrollará en Foz de Iguazú desde el próximo 15 de marzo y donde buscarán una de las tres plazas en juego para el Mundial de Rusia.

En Marca Deportiva Radio (FM 99.9) Larralde contó que «todo deportista aspira la Selección. Desde 2013 que tuve la suerte de estar, ahora jugar el Panamericano y después, ojalá el Mundial, será maravilloso». Las posibilidades son muchas porque integrarán una zona de 6 equipos donde se miden todos contra todos a un sólo partido y los tres primeros jugarán la máxima cita: «tenemos un equipazo, muchísima garra y estamos al nivel para clasificar».

Después de un logro tan importante como la primera clasificación olímpica para «La Garra», el equipo femenino mayor, estas jóvenes promesas sueñan con seguir ese camino y proyectarse hacia Tokio 2020: «La Garra demostró que se puede. Para nosotros es un gran orgullo porque vamos camino a eso».

SU HISTORIA EN EL HANDBALL

El colegio suele ser un disparador importante para algunos deportes y uno de ellos es el Handball que se suele incluir en la currícula de Educación Física. De esa manera, Guadalupe llegó a conocer la disciplina…y fue directamente al arco: «en el colegio una compañera me dijo que necesitaban arqueras. En ese momento estaba haciendo hockey pero fui a probar y me gustó, me encantó. Mi viejo fue muy importante en todo esto, me hizo crecer y decidí apostar a esto», contó.

El puesto que eligió no es sencillo y más en un deporte como el Handball donde tienen mucha actividad todos los partidos: «tenés que tener muchísima cabeza, aguantar muchas cosas. Sos el último defensor del equipo. Fue lo único que probé, nunca pensé en ser jugadora de campo, siempre arquera. Empecé a los 12 o 13 años», agregó.

De todas maneras, más allá de sus origenes, eligió emigrar como un cambio fundamental para su vida deportiva: «fue una decisión personal irme a Buenos Aires, quería crecer desde lo deportivo. El nivel de acá es impresionante. Están todas las jugadoras de Selección y es hermoso jugar acá», aseguró.

Hoy todo lo que dejó de lado toma sentido porque tendrá su recompensa: «dejé a mi familia, amigos, muchas cosas. Me costó y me sigue costando. Es el sueño, las ganas y la dedicación que le pone uno a lo que hace. Estoy a pocos días de jugar un torneo que para mí es un sueño, finalmente todo vale la pena», afirmó.