De Once Unidos a Barcelona: Belén Díaz es profesional

La nadadora necochense que representó hasta hace una semana al Club Once Unidos, firmó contrato profesional con el Club Natació de Barcelona y desde España habló en Marca Deportiva Radio (FM 99.9).

María Belén Díaz en Barcelona.

Por Rodrigo Divito (@rodrigodivito)

La natación argentina está exportando talentos y los deportistas tienen la oportunidad de hacer experiencias profesionales. Desde Mar del Plata y en medio de la pandemia, la nadadora necochense que estaba radicada en nuestra ciudad, María Belén Díaz está radicada en Barcelona donde firmó contrato con el Club Natació de esa ciudad.

Ya radicada en España, «Belu» habló en Marca Deportiva Radio (FM 99.9) sobre lo que significa esta posibilidad: «hace un semana que llegué a Barcelona, con muchas expectativas porque me vengo a vivir acá, está saliendo todo como esperaba». La chance de viajar se empezó a dar en 2019 pero se había suspendido por la pandemia: «la propuesta vino por parte mía y del club, coincidimos en que ambos buscábamos lo mismo en septiembre del año pasado. Al principio iba a ser en abril, después del Sudamericano que se canceló. A mitad de año me encontré con un llamado indicando que querían cerrar un contrato, algo que no me esperaba porque pensé que tendría que esperar hasta el año que viene. Para mí es un sueño».

Si bien toda su vida entrenó y trabajó como una nadadora profesional, esta vez lo es desde lo legal y es algo que todos los deportistas buscan: «desde muy chica me lo tomé con profesionalismo porque más que sea una pasión es un trabajo, firmar un contrato y que a nivel legal seas profesional, le da un plus importante. Pensé que algún día me iba a pasar y me llega en el momento que más preparada estaba».

Esta experiencia que vive en el exterior le servirá para seguir incrementando su nivel con Argentina: «sigo representando a la Selección Nacional y la preparación en un país europeo me dará algo muy positivo. Lo podré trasladar luego el equipo nacional. Sin dudas siempre el objetivo es clasificar a Tokio», adelantó.

Belén Díaz ya en el Club Natació de Barcelona.

Cuando parecía que el 2020 iba a ser un año negativo, empezaron a surgir los aspectos positivos: «tengo competencias de septiembre hasta diciembre inclusive, ahora estoy con la cabeza en cuatro competencias. Para algunos ha sido un año perdido pero en lo personal ha sido distinto pero me permite salir de la zona de confort», comparó Belén.

En cuanto a las competencias que tiene programadas, explicó que «es uno de los mejores clubes del país y tenemos primero la Copa Catalunya que es por puntos. Luego haremos altura en Andorra previo a competir en la Copa España que es por tiempo y marca a nivel nacional. Luego en diciembre si todo sigue con este calendario, estaría en la Copa España que es de las mismas características de la Copa Catalunya. Hay que estar muy bien entrenado para estas competiciones».

Después de una despedida atípica, sin abrazos ni agradecimientos profundos porque la pandemia no lo permitía, dejó Mar del Plata buscando seguir su sueño. Una parte ya la cumplió, ser profesional.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *