Aldosivi perdió con River y quedó último

El equipo marplatense cayó 4-1 en el Monumental por la 13° y última fecha de la Copa de la Liga Profesional y concluyó en el último puesto de la Zona «A». Abrió el marcador Montiel de penal, empató Braida de cabeza y completaron el marcador Borré, Paradela y Suárez.

Malcom Braida celebrando su gol. (Foto: Prensa Aldosivi)

Aldosivi terminó su participación en la Copa de la Liga Profesional de Fútbol, los primeros 13 partidos como entrenador para Fernando Gago con un balance de 3 triunfos, 2 empates y 8 derrotas. River se impuso por 4 a 1 en el Monumental de Nuñez para asegurarse la clasificación a los cuartos de final del certamen.

La primera batalla del partido, la de la posesión la ganó el equipo de Gallardo aprovechando los espacios que siempre deja el «Tiburón» en sus intenciones ofensivas. No tenía la pelota el equipo marplatense y debía resguardarse porque atacaba con mucha gente el dueño de casa. Tuvo un par de remates de Carrascal que en las dos oportunidades encontró las manos firmes de Assman, incluso en uno de ellos donde se desvió en Schunke.

Justamente el ex Estudiantes, a los 15 minutos, metió la mano en el área cuando una pelota cruzaba buscaba a Borré. Infantil acción que le costó un penal en contra cuando buscaba controlar el partido. Gonzalo Montiel lo cambió por gol con una buena ejecución y se ponía en ventaja el local.

Aldosivi reaccionó rápido con un potente tiro lejano de Leandro Maciel que se estrelló en el travesaño e inmediatamente un cambio de frente de Insúa para Braida que paró muy bien el extremo. El remate cruzado fue desviado por Armani providencialmente cuando tenía destino de gol. river presionaba arriba y esperaba agazapado el error del equipo de Gago porque sabe que suele tenerlos. Ahí cuando recuperaba, tenía mucho espacio. Borré tuvo una chance a pase de Carrascal que achicó bien Assmann.

Sobre el final, el ritmo del «Millonario» bajó y el «Tiburón» empezó a tener más la pelota pero le faltaba presencia en el área. Ante esa situación, pudo empezar a empujar con pelota parada. De La Cruz bajó de atrás a Andrada en la puerta del área y esta vez ejecutó el tiro libre Gastón Lodico que le pegó muy bien, pero no fue demasiado esquinado por lo que permitió que Armani llegara para mandarla al córner. En el segundo tiro esquina consecutivo, Grahl puso la pelota al borde del área chica donde Braida cabeceó sólo y dejó sin reacción a Armani esta vez. Un gol oportuno y justificado para lo que estaba haciendo en el partido.

Pero ante River, hay que estar concentrado todo el tiempo, porque cuando se estaba terminando el primer tiempo, Borré construyó una muy buena jugada a un toque con Carrascal y luego con Angileri, antes de ir a buscarla al área chica donde sólo tuvo que empujarla.

Francisco Grahl pegandole a la pelota en el Monumental (Foto: Prensa Aldosivi)

Gallardo puso en cancha a Paradela y Vigo. El ex Gimnasia en la primera que tocó dejó mano a mano a Borré con Assman con dos centrales muy abiertos, pero esta vez el arquero llegó a tapar con su pierna un golpe que podía ser letal para el juego. Como suele hacer habitualmente, Gago decidió cambiar protagonistas: Contreras al campo por Andrada y Guzmán por Schunke (de mal partido) para dejar como central a Gil Romero.

El partido dejó de jugarse en las áreas con un Aldosivi que quedaba abierto defensivamente como suele suceder en los segundos tiempos por las determinaciones que toma el entrenador desde lo táctico. No podía tampoco lastimar en el campo rival. Eso lo terminó pagando sobre el final del partido porque Paradela pudo haber liquidado con un saque largo de Armani que tapó Assman ante la definición deficiente del ex Gimnasia.

En la segunda jugada que tuvo, después de que la aguantó Matías Suárez que volvía a jugar, se la dejó despacio a Paradela que corrió varios metros sólo hasta enfrentar al arquero y definió cuando Assmann venía saliendo para el 3-1 a los 39 que cerraba el partido. Quedaría tiempo para una definición más, esta vez de Suárez a los 47 minutos para completar el marcador.

A veces la estadística explica algunas cosas, otras no. Pero en Aldosivi se ve a la perfección: es el segundo equipo en posesión de balón detrás de River pero el penúltimo en disparos al arco. Eso fue exactamente lo que le sucedió, cuando el rival le dio la pelota.