Liceaga Viñas: «Me gustaría mucho ser el próximo presidente de Alvarado»

El actual vicepresidente primero del «Torito» habló en Marca Deportiva Radio (FM 99.9) sobre su eventual postulación: «depende de la decisión de Wenceslao Méndez». Además, deslizó parte de su ambicioso proyecto: «Si algún día me toca ser presidente de Alvarado, tengo que dejar hecha la primer tribuna de lo que será el estadio».

Ricardo Liceaga Viñas junto a Facundo Moyano.

Por Rodrigo Divito (@rodrigodivito)

Alvarado está en una etapa particular porque mientras trata de cumplir con las obligaciones salariales, sabe que tendrá una elección que cumplir una vez que termine la cuarentena. Wenceslao Méndez expresó su deseo de frenar el ritmo al frente del club, pero todavía no se expidió al respecto. Ahí surge un candidato natural.

El actual vicepresidente primero de Alvarado, Ricardo Liceaga Viñas, habló en Marca Deportiva Radio (FM 99.9) sobre este tema: «las elecciones toman al club en un momento difícil por lo que estamos atravesando. Sin embargo, hay un estatuto que obliga a las elecciones y tendremos que ir tratandolo». Los plazos legales todavía dan tiempo para discutir el tema: «hasta el 4 de junio hay tiempo para presentar las listas, de haber más de una el 14 tendrían que ser las elecciones, siempre y cuando se levante la cuarentena; algo que veo difícil», anticipó.

La decisión de Wenceslao Méndez es fundamental para saber el futuro político del «Torito»: «ha manifestado su cansancio en varias oportunidades o bien, dejar un tiempo, pero con todo esto de que no hay descensos ni fútbol, no se ha manifestado ni por un sí ni por un no con el seno de la Comisión Directiva. Si podemos juntarnos, en los próximos días lo manifestará seguramente».

Respecto de sus propias posibilidades de tomar ese lugar de candidato si Méndez decide dar un paso al costado, señaló que «me gustaría mucho ser el próximo presidente de Alvarado, pero mi candidatura empieza y termina en base a lo que diga Wenchy. Si quiere seguir, mi postulación termina y si dice que no continuará, avanzaría con más fuerza porque tengo el apoyo de los compañeros».

Hacerse cargo de esa posibilidad es complejo porque obliga a un enorme esfuerzo que se suma a su actual función de Director de Deporte Federado del EMDER: «sé lo que es el desgaste de ser presidente, me considero capacitado, tengo muchísimas ganas sobre todas las cosas. Tengo compañeros que me acompañan, si se da la posiblidad, hablé con importantes empresas y estoy entusiasmado. Tengo muchas ideas y ganas que están esperando».

Ricardo Liceaga Viñas durante la entrega de la camiseta del club a David Trezeguet.

Estar en ese lugar de privilegio que significa ser presidente de uno de los clubes más populares de la ciudad, los proyectos son importantes: «tenes que tener ganas para ser presidente de Alvarado porque lleva mucho tiempo, compromiso y desgaste. Hay que tener capacidad de mando porque la Comisión Directiva está integrada por 30 personas. Además, buen diálogo, contactos y un buen proyecto que es lo que valorarán los socios. Tengo un proyecto lindo que le va a venir bien al club».

En cuanto a su proyecto en particular, brindó algunas características que pretende aplicar: «a mi me gusta un club amplio, cuantas más actividades tengamos mejor. Veo que no se pudo dar, pero no nos podemos dar el lujo de no tener hockey femenino y masculino y rugby con el ímpetu de estos deportes en la ciudad. Son cosas que tenemos que sumar».

Luego hay otras cuestiones institucionales que son de su interés con ambición en sus palabras: «sueño con agregar primer grado en jardín de infantes para ampliar la escuela, un buffet que no puede faltar en la sede social con tanta actividad que tenemos. Si algún día me toca ser presidente de Alvarado, tengo que dejar hecha la primer tribuna de lo que será el estadio del club para que el me siga tenga algo para continuar», finalizó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *